Fernández de Kirchner había solicitado una prórroga para la presentación de los documentos, inédita en la historia del organismo, que fue firmada el pasado 5 de julio por la directora de Investigaciones del organismo, Claudia Sosa. Su plazo vencía el 22 de agosto, pero por el feriado se resolvió pasar la fecha límite al martes.

Según revelaron, la jefa de Estado no hizo la sucesión de los bienes luego de la muerte de su marido, el ex presidente Néstor Kirchner, y su patrimonio se mantuvo en los mismo niveles que en 2009. Desde 2003 hasta ese entonces, sus bienes documentados habían aumentado un 710%.